LOS HECHIZOS Y LAS LUNAS


Para realizar un hechizo debes saber que no es lo mismo que la Luna sea creciente, menguante, nueva o llena. cada una de sus fases resulta propicia para cierto tipo de magia, lee a continuación y sabrás de lo que hablo.


 "Gran parte de la auténtica brujería es la magia de la Luna,
derivada del antiquísimo culto a la Luna".
 Doreen Valiente. "El ABC de la Brujería Pasado y Presente"
 
Cuarto Creciente


 

Esta Luna es muy provechosa para cualquier tipo de hechizo que se  quiera realizar para atraer energías positivas y obtener protección de seres queridos o de personas desvalidas, para la prosperidad, para atraer el amor, la salud, para tener éxito en la profesión, para afianzar el crecimiento laboral y económico. Los hechizos se deben realizar en las primeras horas de la noche de cuarto creciente. 
Incrementar, Desarrollar. Es el momento adecuado para iniciar todo aquello que queremos que progrese, aumente y logre su cometido.

En la corriente de la Wicca orientada a la diosa, la Luna creciente corresponde a la doncella también a guerreras y vírgenes- en su acepción de Triple Diosa. 



"Adorada dama de la Luna,
acoges el crepúsculo por tus besos de plata.
Maestra de la noche y todas las magias,
cabalgas las nubes en estos cielos oscuros,
y difundes tu luz por la tierra helada.
Oh creciente de plata,
Oh Diosa Lunar,
creadora y destructora de sombras,
reveladora de los misterios presentes y pasados,
soberana de las mujeres, esposas y madres.
Luna Madre omnisciente,
saludo tu joya celeste,
al apogeo de su potencia
por un ritual en tu honor.
Rezo delante de la luna.
Rezo delante de la luna.
Rezo delante de la luna...."


Cuarto Menguante


 

Esta fase es la que aparece antes de la Luna Nueva o también conocida como Negra. Los hechizos se deben realizar en las primeras horas de la noche de cuarto menguante son en especial para la meditación, realizar hechizos para ahuyentar todo tipo de cosas malas, envidia, mala suerte, enfermedades, rencores, para alejar a un enemigo, etc. Esta fase es especial para confeccionar talismanes y pócimas para la armonía conyugal y familiar, para impedir problemas económicos o la pérdida de la fuente de trabajo.
Disminuir, concluir. Todo lo que deseamos que disminuya, se desvanezca, termine o se atenúe.


Esta es una invocación a la Diosa que puedes cantar o sencillamente pronunciar cuando tu círculo sagrado esté abierto. Está extraído de una invocación de Scott Cunningham.
"Media luna de los cielos estrellados,
flor de la planicie fértil,
onda del océano que gime,
ser bendito de la lluvia silenciosa,
escucha mi canto en medio de las piedras levantadas,
acércame a tu luz mística,
despiértame con tu voz plateada,
seas a mi lado en este rito sagrado."
Tras la invocación a la Diosa, conviene invocar también al Dios.

"Dios cornudo de los espacios salvajes,
Dios alado de los cielos resplandecientes,
Dios que irradia esplendor solar,
te llamo en medio de las piedras levantadas,
te ruego, Oh Dios antiguo,
dígnate a bendecir mis ritos místicos
Oh señor salvaje del Sol de fuego. "



 

Luna Llena

 

Esta es una Luna muy particular. Los antiguos Wiccans tiraban las cartas y las runas en esta Luna, por el gran poder que tiene para atraer cosas buenas. Los hechizos recomendados en esta fase son los relacionados con el amor y el matrimonio en especial las bodas, relaciones amorosas, de familia, favorece la fertilidad, salud, espiritualidad, conseguir buenas sociedades laborales o financieras etc. Los hechizos se deben realizar en las primeras horas de la noche de Luna Llena. Lo notorio y lo público. 
Durante el ciclo en que la luna está más iluminada - y mientras más cerca de la luna llena mejor- es el momento de emprender todo aquello para lo que deseamos notoriedad y prestigio público.

"Cuando esté llena, reza a la luna,
así contigo abundará la fortuna.
Lo que busques encontrarás,
sea en la tierra o en el mar".
Antigua rima pagana (anónima) 


Se dice que la Luna llena provoca locura en los hombres, y el viejo dicho: "cuando la Luna está llena, la cordura se debilita"es una muestra clara de esto. En algunas regiones de Europa donde se creía en la licantropía, fue común entre la realeza y el campesinado tenerle mucho miedo a la Luna llena, ya que su naturaleza intrínseca activaba las transformaciones animales en los hombres afectados con la maldición del hombre lobo.

Luna Nueva o Negra

 

Esta Luna también se la llama Luna de Lilith. Es un periodo para la reflexión. Los hechizos que se recomiendan son para desterrar la angustia, para alejar las malas ondas, trabas en el trabajo, etc. Además favorece los rituales orientados hacia la iniciación de nuevos proyectos. Favorece la llegada del amor y ayuda a que aparezcan nuevas oportunidades en lo laboral. También es muy propicia para obtener nuevos recursos económicos, conseguir dinero e incrementar los deseos sexuales. Los hechizos se deben realizar en las primeras horas de la noche de Luna Nueva.
Es el tiempo apropiado para realizar todo aquello que queremos pase inadvertido, sea discreto, oculto o que no llame la atención. Puedes hacer ejercicio de la reflexión, la privacidad y el silencio.

El cambio de monedas de plata en el bolsillo para incrementar el bienestar es un antiguo acto de magia tradicionalmente realizado durante la Luna nueva. Algunos creen que la primera Luna nueva del año provoca sueños proféticos (especialmente para saber quién será el futuro consorte) cuando un conjuro especial, como el siguiente, se repite 3 veces: 

"¡Saludos Luna Nueva, saludos todos a ti!
Te ruego buena Luna, que me digas
esta noche, quién será mi verdadero amor".


De acuerdo con una antigua costumbre esotérica de Inglaterra, el tercer día inmediatamente posterior a la Luna nueva es un "Día favorable para la mayoría de los compromisos". También, se debe estar alerta de las Lunas nuevas que caen en sábados o domingos, ya que se dice que traen mala suerte y tiempo desagradable. 

La antigua ciencia popular lunar de los británicos paganos, establece que apuntar un dedo a la Luna nueva trae mala suerte a su vida. Como detalle interesante, esta creencia encontró cabida en el reino de la superstición cristiana, que sostiene que apuntar a la Luna 9 veces deja a la persona sin la posibilidad de entrar al cielo. Es dudoso que se haya elegido el número 9 para esta superstición por mera casualidad, ya que éste siempre ha sido considerado por brujas, magos y todos aquellos que se ocupan de lo oculto, como el más mágico de todos los números. 

La mayoría de las brujas modernas consideran la Luna negra como un tiempo de descanso y recuperación. Es el momento ideal para la meditación, la búsqueda de visiones y la planeación de futuros hechizos.

0 comentarios:

Publicar un comentario

About this blog

Total Pageviews

Con la tecnología de Blogger.

Síguenos por Email

About Me

Mi foto
Compartiendo Luz con Sol
Caracas, Distrito Capital, Venezuela
Ver todo mi perfil

Seguidores

Popular Posts